Menú

LOS ACONTECIMIENTOS MÁS RELEVANTES
DEL MOTOCICLISMO MUNDIAL

La delicada y femenina Agnes Muriel: la primera corredora de motos

La delicada y femenina Agnes Muriel: la primera corredora de motos

Agnes Muriel era considerada un peligro por los corredores masculinos en el año de 1902, y es que ¿cómo era posible que una joven señorita, tan fina y delicada, los venciera en una carrera frente a todo el pueblo? Hay que recordar que en aquella época era considerada como una total falta de respeto el que una mujer practicase un deporte tan propio del género masculino, y si además esa mujer resultaba vencedora y llegaba a la meta antes que una decena de hombres… ¡bueno…!, resultaba devastador para ellos.

Agnes Muriel nació en 1882 en Inglaterra. Como fue hija única creció haciendo lo que le daba la gana. Al entrar en la adolescencia nació su interés por montar una motocicleta. Se reunía con sus amistades e iban a presenciar cada carrera de velocidad que se presentaba en la ciudad. Esto motivó a Agnes a que se decidiera a cambiar su bicicleta por una motocicleta cuando tenía 21 años, y fue así que se hizo de una Singer, vehículo muy interesante con el motor en la rueda trasera. Como era obvio, tanto el pueblo como la prensa no tardaron en nombrarla “La máquina de coser andante”.

Después de tres años de haber estado montando la Singer, y ya con 24 de edad, Agnes decide inscribirse en el Motor Racing Club de la ciudad. A pesar de que no estuviera bien visto, Agnes Muriel Hind consiguió su licencia y logró una plaza como participante en el Albert Brown Trophy. Sin embargo esta competencia tenía un detalle “particular”, y es que la única forma de que Agnes pudiera participar era comprometiéndose mediante contrato a perder ante R. M. Brice, en ese momento el mejor motorista de su país.

En 1906 Agnes, en compañía de la Rex Motors, diseñan y construyen la Diablo Azul, una nueva motocicleta bicilíndrica de marco abierto, especializada para brindar comodidad a las mujeres. Con esta misma motocicleta Agnes se alza con la medalla de oro en las 24h de Londres a Edimburgo de ese mismo año. Después logra el bronce en los Six Day Run de Land’s End John o’ Groats, una carrera de ruta que duraba seis días.

Aun cuando su vida giraba en torno al motociclismo, Agnes nunca perdió su toque personal, pues su estilo de vestir fue peculiar hasta su muerte. Usaba un gorro sujetado mediante un pañuelo a su cuello, un abrigo largo cruzado y falda, guantes de puño largo y botas altas de cordones hasta la rodilla. “No dejare de ser femenina sólo por montar una motocicleta”, comentaba en cada presentación.

Cuatro años después, en 1910, Agnes comienza a escribir para la famosa revista Motor Cycling Magazine artículos especializados en motociclismo y notas de motivación para incitar a la audiencia femenina a participar en el medio. Dos años después contrae nupcias con el Sr. Richard Lord, de la Rex Motor Manufacturing. Es ahí cuando Agnes decide descansar del mundo del motociclismo para dedicarse a su matrimonio.

A finales de 1931 recibe el título originario de la Association of Pioneer Motor Cyclist, y es la primera mujer en conseguirlo. En 1950 también es reconocida con el título de La Primera Mujer en Montar y Ganar Oro en Inglaterra por el Motor Cycle Club. Después de seis meses de haber recibido dicho título falleció por causas naturales.

No dejes de seguir estas interesantes vidas apasionadas ligadas al mundo del motociclismo en las próximas ediciones de MOTOCICLO.

Los acontecimientos más relevantes del motociclismo mundial.

Suscríbete al Newsletter

Galerias